Huerto ecológico, se entiende como un espacio de tierra para la siembra de frutas y verduras, de manera tal que se obtengan alimentos libres de productos químicos.

Quizás, para los amantes del huerto ecológico, su sueño pase por vivir en una cabaña en el medio de la nada, con una superficie para cultivar productos propios, orgánicos y saludables por el resto de sus días.

Comezar un huerto ecológico

huerto ecologico - como comenzar

Pero más allá del anhelo de tener un huerto ecológico, de las decisiones o de los medios para alcanzarlo, hay una realidad que está muy lejos de lo que imaginamos o esperamos de un huerto ecológico.

Muchos comienzan su huerto ecológico plantando macizos de flores cultivadas, frambuesas, fresas, espárragos, o diminutos árboles de jardín o algunas hortalizas.

Lo cierto es que uno se aventura a situaciones que son ajenas a nuestras realidades habituales. Para ello sugerimos el acceso a información pertinente, la asistencia a seminarios o a universidades locales para estar al tanto de las estrategias y nuevos desarrollos, equipos y productos, etc.

Así mismo, la experiencia de otros horticultores proporciona información útil, sobre todo en materia de plagas y enfermedades.

Cabe aclarar que no toda información es positiva para el desarrollo de un huerto ecológico; sobre todo en relación a los productos químicos que el mercado ofrece para ello.

Quimicos y pesticidas ecológicos

Podrá ver que existe toda una intervención artificial, a la hora de controlar tanto crecimientos, como producción y pestes. Fungicidas, insecticidas, herbicidas, disolventes, cebo de ratón, fertilizantes, suplementos foliares, y un largo etcétera dejan la impresión o la ingenuidad de pensar, que es imposible cultivar en un medio ambiente ecológicamente equilibrado.

Detrás del sueño edénico de un huerto ecológico “puro”, existe el lado desagradable, tóxico y peligroso de los productos químicos agrícolas.

Como resultado de esto, se debe ser consciente que esos químicos pueden ocasionar, al contacto dérmico o ingesta, convulsiones e incluso la muerte.

Como controlas las pestes

huerto ecologico

Una especie de guerra química en donde el enemigo son los insectos, pero las víctimas son extensivas a las aves y otros animales más pequeños. La toxicidad de los aerosoles ni siquiera da lugar a minimizar su impacto en los seres vivos.

No obstante existe información bibliográfica o temas de Internet, en donde se dan a conocer “recetas” sobre cómo proceder los mas humanamente posible sin pasar por complejos químicos nocivos.

Nos referimos a estrategias de intervención menos invasivas para nuestro huerto ecológico, basándose en repelentes naturales.

Desde la rotenona, el piretro, bacillus thuringiensis kurstaki, (Bt), hasta tierra de diatomeas y jabón son buenos controles botánicos; como así también la emulsión de pescado, pulverizaciones de ajo y algas marinas como suplementos foliares.

El azufre o bicarbonato de sodio con agua y jabón -antes de períodos de humedad- ayudan a controlar la sarna, ofreciendo resultados alentadores sobre nuestro huerto ecológico. Siempre -al final de cada temporada- limpiar la zona de cultivo de frutos caídos y hojas secas.